martes, 17 de julio de 2012

Musical



Recuerdo un viaje de fin de curso, allá cuando era un miquete de trece años. Por aquel entonces, la timidez me pesaba como una losa y no podía ser espontánea, ser “yo”. No me relacionaba casi con la gente y cuando lo hacía casi siempre me atormentaba la inseguridad, sufría bastante. Recuerdo que al final de los tres días, los monitores con los que íbamos nos hicieron un regalo “personalizado” a cada uno de la chavalada: una camiseta que mostrará qué era lo que mejor representaba a cada uno.

Nos la dieron en un paquetito…y al abrir el mío me indigné: “Cris, la musical”. Esta gente –pensé- como no me he mostrado casi ni he hablado apenas, ha puesto lo primero que se les ha ocurrido que pudiera ser algo aplicable a cualquier persona. 

Ahora recordando, no lo veo tan disparatado. Creo que no fue puesto al tuntún y que, aún con la losa paralizante de mi bloqueo inseguro de aquellos tiempos, me salía musiquilla de dentro y se percibía, aunque como un soplo chiquitito: lo que la inseguridad dejaba pasar por su condenado filtro. 

También me recuerdo a mi misma asegurando que "no me gusta bailar, bailo como un pato" o "no tengo ni idea de música, es algo tan amplio y tan lleno de posibilidades que me abruma, porque realmente no sé por dónde tirar". Afirmaciones que ahora interpreto como subjetivas: la primera sustentada por mi inseguridad que no me dejaba soltarme y que me hacía tener la eterna sensación de ser una torpe, lo cual era una realidad debido a estar casi todo el rato "en tensión" y preocupándome "por la imagen que daba al exterior". La segunda por ser consciente de que para la chiquilla de aquel entonces y sus circunstancias era complicado salirse de "lo comercial y tufante" -era a lo que tenía acceso-, dejando a un lado grandes éxitos no marcados por lo rancio y borreguil y sí por la magia y calidad, los tremendos Queen, por ejemplo. 




El presente y un pasado "como la vida misma" le han dado carpetazo a todo aquello. Afortunadamente la vida me ha hecho aprender y me he desprendido de aquel veneno, aunque con monstruos interiores todos contemos…; ahora soy yo la que los maneja y procura no dejar que le afecten; que vida solo hay una y hay que atreverse.

La música, que años atrás también lo intentó,  ha entrado en mí  este año como una oleada pasional a la que solo te puedes rendir: sala Macondo con sus tremendas y lindas Iliana y Mercedes y sus ritmos cubanos, el grupete alegre africano de La Trompeta Verde y Casa Senegal, Rosie Dee, su bondad y vozarrón de jazz y soul, la guitarra pasional del buen John Conde, karaokes varios con mi amorosa y talentosa Raquel, la pasión musical de Green, Alanisarte y  la bailonga Lidia, Marisa Sonrisa y sus danzas del vientre, César y los Mr Nilson: fuerza y simpatía rockera, la feria de las Alternativas y sus clases de percusión e instrumentos de “otro planeta”, ritmos canariones en Las Palmas,  los corralones, la Escalera de Jacob de “mi Madriz”, May y David por llevarme a Rota (especialmente May por compartir sus gustos musicales de los que me he enamorao), La Reina y sus tremendas versiones de Queen, sevillanas a cascoporro en feria con la Ofuxi y Niña de Fuego, José Alberto y su inmersión en la música Indie, Pony Bravo, Las Buenas Noches,  O Sister, No Reply, La Selva Sur, Luar na Lubre, Eva Cassidy, EU LIBRE, El Canijo, Emberruskados, Tos, Barry White, Zaz, Muse, Sting,  Edith Piaf, Lou Reed, Nina Simone, Janis Joplin… Y más recientemente  el festival AlRumbo en Rota… donde un no parar de músicos para quitarse el sombrero (Ojos de Brujo, Sonido Vegetal, El Canijo y Tomasito, Def Con Dos, La Pulquería, Hora Zulu, Deep End…y sobre todo Canteca de Macao). 




Estos últimos han supuesto el empujoncito final y estoy decidida: mi interior me pide a gritos que haga mis pinitos musicales, que aprenda, que me suelte, que experimente, que bichee instrumentos y me decida por alguno, clases de canto, solfeo, que me agrupe con alguien en plan espontáneo, que retome la guitarra, que me deje llevar, que la viva más, que lo disfrute… mar de posibilidades. Vida solo hay una y decido a qué la quiero dedicar, por muchas piedras o piedracas que me encuentre por el camino (a patadas metafóricas con ellas) y a rodearme de lo bello y mi gente linda; sé lo que quiero…y lo voy a luchar. ¡Me emociono, leches!

Para esto que os explico no me vendría mal unas manitas, que aunque tienda a ir a mi bola… que gente amiga te guie y aconseje, se agradece. También me he cuestionado empezar a unir mi profesión de logopeda y audióloga con estos mundillos. Relación mucha y… ¡ganas! Qué bello sería poder unir estos dos mundos, ayudar y dedicarme a estas dos grandes pasiones.



Le voy a hacer caso a esa enana espontánea que, antes de entrar en la para mi ácida adolescencia de palos e inseguridad, era un pajarete rubio libre y sonriente… que soñaba con las orquestas del pueblo, la vida de los músicos y la felicidad que desprendían.

“Se entiende que nunca es fácil abrir camino, pero la marcha más larga con un paso ha de empezar. Cuidao con la chispa pequeña que es la que prende la mecha, se contagia deprisa, no avisa y no va a parar”. 

Y a quien me lea, gracias por llegar hasta aquí, menuda parrafada. Para mi es importante. 


9 comentarios:

Anónimo dijo...

Criiis! Qué bonito! Acabo salir de la fiebre y leo esto.. No sabía que tenías un blog. A ver en qué puedo echarte una mano para tu carrera musical incipiente! Un abracito, la niña de fuego!

Jan (Niobiña) dijo...

Yo llegué hasta aquí! Yo te apoyo, la vida se constituye de pequeñas cosas y hay que experimentar hasta que encuentres algo que realmente te llene. Así que p'alante y a disfrutar.

Besos Kloverina.

Carabiru dijo...

Cuanto antes se da uno cuenta de que su vida está en sus propias manos antes empieza a vivirla.

Aunque a veces cueste un poquillo y vengan rachas de desánimo.

Un saludo!

Carabiru dijo...

¬¬ otra vez google borrando mis comentarios... en fin.

Que sí! que hay que coger las riendas de tu vida y vivirla a tu manera, y disfrutarla!

:)

Carabiru dijo...

Anda, xD que tienes moderación, jujuju, pues no me lo estaba avisando hasta ahora, jajaja.
Borra los comentarios que estimes conveniente, xD

El mundo de Yas (Andrés) dijo...

Tienes mi apoyo y mi ayuda en lo que necesites, siempre que esté en mi mano, vale??? besotes.

Fede dijo...

Jo, qué bien escribes. Te deseo suerte y sobre todo felicidad. Yo tengo bastantes colegas metidos en el mundillo musical; si necesitas algo de información, sugerencias, cooperación,... me lo cuentas y se lo transmito.
Un beso Cris

Carlos dijo...

Adelante!!


Carlos dijo...

Cuenta con ello una vez mas.
Adelante!